El primer día de colegio de 2021 llegó con un cargamento sorpresa para los escolares manzanareños.

Como los Reyes Magos no pudieron repartir ‘chuches’ en la Cabalgata ni en los encuentros con los pajes y con Melchor, Gaspar y Baltasar en el Pabellón Ferial, suspendidos por la crisis sanitaria, Sus Majestades de Oriente dejaron en el Ayuntamiento de Manzanares estos obsequios para cuando los niños y niñas volvieran a clase.

Las concejalas de Festejos, Silvia Cebrián, y de Educación, Isabel Quintanilla, junto a operarios municipales, se han encargado de llevarlos a los centros educativos para su reparto.