Ino Crespo

Ino Crespo. Asesora de imagen

Una piel limpia y cuidada es el mejor lienzo para un buen resultado.

Al observar fotos antiguas de actrices en blanco y negro, podemos observar nítidamente la fuerza y definición que producen en el rostro unos ojos delineados con pestañas enfundadas en máscara, y los labios bien dibujados en rojos de vértigo. Esas mismas imágenes sin esos labios tan definidos, no tendrían el atractivo que tanto han representado a lo largo de los años. Esto explica cómo la industria cosmética, junto con los grandes diseñadores de moda, presenta constantemente colecciones para ilusionarnos con efectos de rostros más bellos y saludables.

Hay tal despliegue de productos, pensados para dar solución a tantas realidades, que podemos hacernos un lío tremendo, y, en muchos casos, caer en errores que se convierten en costumbres de maquillaje cotidiano.

Una piel limpia y cuidada es el mejor lienzo para obtener un buen resultado, según nos recomienda la experta maquilladora Davinia Vigara, de Ino Belleza Integral en Ciudad Real, quien nos confesó algunos de los errores que con más frecuencia suelen producirse:

Ponerse un maquillaje, más oscuro que el tono de piel que tenemos, nos envejece. Los polvos de sol están pensados para dar un tono de moreno natural, y se deben utilizar en los puntos más altos del rostro, en las zonas más huesudas. Es un error utilizarlos por toda la cara, ya que da un aspecto de máscara.

Otro error bastante común es poneriluminador a modo de corrector, consiguiendo un efecto antifaz y quitando expresión a la mirada.

Actualmente se están poniendo de moda el diseño y maquillaje de cejas, y es estupendo la cantidad de soluciones
que se pueden conseguir, pero hay que tener cuidado de no cambiar la expresión y desvirtuar la personalidad de tu rostro.

Al aplicar color en el rostro, tenemos que ser conscientes de los tonos que están dentro de la paleta de color a la que corresponde nuestro físico, es decir los que favorecen a nuestra piel y expresión de los ojos. A la hora de elegir un maquillaje de fiesta, suelen elegirse los colores atendiendo al color del vestido, y esto no siempre coincide con la realidad de los ojos, de las ojeras, si las hay, o de las pieles menos iluminadas, y es un error.

Conseguir una piel luminosa, limpia de imperfecciones y una mirada clara y con fuerza, debe ser el objetivo para elegir los colores que más favorecen. Para ello, además, hay que elegir las texturas adecuadas al tipo de piel, seca, grasa o mixta, para las bases de maquillaje, para coloretes y sombras, ya que no se consigue el efecto deseado si aplicamos de forma equivocada estos materiales.

Para el perfecto acabado de un maquillaje, es recomendable fijarlo con polvo para que no salgan los brillos y no se
mueva. Es decir, no se produzcan corrimientos entre las texturas de los lápices de labios, de sombras de ojos o coloretes.

Con todos estos detalles ya puedes indagar qué te puede ir bien y divertirte haciendo prácticas, o regalarte un curso de automaquillaje para sentirte más segura.

Actualmente, se ha puesto de moda la técnica de “couturing”, muy útil para redefinir las partes del rostro que quieras
transformar, alargando o redondeándolo. Espero que, con estos pequeños consejos, te sea más fácil decidir cómo dar un toque favorecedor a tu rostro. Y recuerda mi máxima, cuidarse es importante, está comprobado científicamente, aporta alegría y sube la autoestima, eso sí, sin dejar de ser tú misma. Si quieres realizar alguna consulta puedes hacerlo en mi mail de ino@inopeluquerias.com o en el de esta revista ayeryhoyr@gmail.com